Domingo, 25 Septiembre 2022

El objetivo táctico son los coroneles

Publicado el Sábado, 27 Agosto 2022 10:31 Escrito por Juan Grabois

El objetivo táctico encomendado a la Logia Liverpool en el marco de la guerra hibrida que se cierne sobre los países dependientes y empobrecidos no es tanto destruir Generales como ablandar Coroneles para que primero teman, después duden y finalmente traicionen. El lawfare es 90% psychefare.

El objetivo estratégico de los agresores es garantizar las mejores condiciones para el despojo y la sobreexplotación de esta tierra que para algunos es cantera pero para nosotros es Patria. Esas condiciones son: estados endeudados, salarios misérrimos, pueblos empobrecidos, sociedades idiotizadas, gobernantes dóciles.

En la Argentina el interés del poder real radica fundamentalmente en tres sectores: hidrocarburos en particular shale oil, minerales en particular litio y agronegocio extensivo preferentemente sin valor agregado. Lo demás es chiquitaje.

Este bloque de poder opera dentro y fuera de la Argentina, aquí opera a partir de una elite intermediaria que brinda una red de contactos políticos, mediáticos y judiciales con tentáculos en las propias universidades, ongs, sindicatos y organizaciones sociales para garantizar la viabilidad del saqueo y neutralizar toda amenaza potencial.

A cambio de su subordinación antinacional y antipopular, se le permite a la elite intermediaria el manejo de negocios locales y pequeñas participaciones en los negocios globales. A los dirigentes que abrevan en este círculo se les garantiza blindaje mediático y cobertura internacional.

Cristina es una amenaza para estos intereses. Tiene la capacidad de generar un cambio en la estructura de propiedad, explotación y distribución en estos sectores. Lo hizo parcialmente con YPF. Podría haberlo hecho con la cerealera Vicentin. Eventualmente con una nacionalización del litio ¿Qué otro político competitivo tiene ese potencial? Ninguno.

También tuvo durante su etapa la capacidad de revertir la pulverización del salario en moneda dura y la miseria generalizada que hoy nuevamente sufrimos, miseria indispensable para que funcionen a tope las lógicas del saqueo y la dependencia. Sigue siendo, aún ahora, en la realidad y no de boquilla, la principal abogada de la recuperación del poder adquisitivo de las clases populares sean trabajadores/as activos, pasivos o informales.

Es por Cristina que no logran doblegar plenamente al peronismo y convertirlo en otro ariete de la dependencia como fue durante los noventa. Si ella no estuviera, la dirigencia se volcaría obscenamente a las relaciones carnales con los poderes fácticos foráneos con la autojustificación del pragmatismo, el "no hay otro camino", el "no ser ideológico".

Por eso la defensa de Cristina es una tarea nacional para todos los hombres y mujeres del campo popular, más allá de cualquier contradicción secundaria porque el ataque no es meramente contra ella ni debe ser sólo por ella la defensa. Lo que defendemos es la representación política de las masas populares y la perspectiva de una Argentina justa, libre, soberana y latinoamericanista.

Visto 219 veces Modificado por última vez en Sábado, 27 Agosto 2022 10:46

Calle Angosta | Periódico Digital. Publicación digital con artículos de interés en diversas temáticas, con selección de textos, imágenes, audios y vídeos.

Archivos de programas