Miércoles, 19 Junio 2019
Viernes, 15 Febrero 2019 12:45

¿Quién es sabio y entendido entre ustedes? Que lo demuestre con su buena conducta, mediante obras hechas con la humildad que le da su sabiduría. Así que tengan cuidado de su manera de vivir. No vivan como necios sino como sabios, aprovechando al máximo cada momento oportuno, porque los días son malos.

Concentren su atención en las cosas de arriba, no en las de la tierra.

Nadie tenga un concepto de sí más alto que el que debe tener, sino más bien piense de sí mismos con moderación, según la medida de fe que Dios le haya dado. El que adquiere cordura a sí mismo se ama, y el que retiene el discernimiento prospera.

Dichoso el que halla sabiduría, el que adquiere inteligencia. Si a alguno de ustedes le falta sabiduría, pídasela a Dios, y él se la dará, pues Dios da a todos generosamente sin menospreciar a nadie. La sabiduría que desciende del cielo es ante todo pura, y además pacífica, bondadosa, dócil, llena de compasión y de buenos frutos, imparcial y sincera.

Más vale adquirir sabiduría que oro; más vale adquirir inteligencia que plata.

Compórtense sabiamente, aprovechando al máximo cada momento oportuno. Que su conversación sea siempre amena y de buen gusto. Así sabrán cómo responder a cada uno.

Que nadie se engañe. Si alguno de ustedes se cree sabio según las normas de esta época, hágase ignorante para así llegar a ser sabio. El que refrena su lengua protege su vida, pero el ligero de labios provoca su ruina. Hasta un necio pasa por sabio si guarda silencio; se le considera prudente si cierra la boca.

Por tanto, todo el que lee estas palabras y las pone en práctica es como un hombre prudente que construye su casa sobre la roca, y “Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón, con todo tu ser y con toda tu mente”. También esto viene del Señor Todopoderoso, admirable por su consejo y magnífico por su sabiduría. Y si Dios lo dice “Así es”.

Viernes, 28 Diciembre 2018 16:12

Un año nuevo comienza. Con el nuevos planes, nuevas expectativas y nuevos retos. Guarda silencio ante el Señor, y espera en él con paciencia; no te irrites ante el éxito de otros, de los que maquinan planes malvados.

Porque ÉL sabe muy bien los planes que tiene para ustedes, y lo afirma el Señor, planes de bienestar y no de calamidad, a fin de darles un futuro y una esperanza. El gran amor del Señor nunca se acaba, y su compasión jamás se agota. Cada mañana se renuevan sus bondades; ¡muy grande es su fidelidad! Por tanto, digan: «El Señor es todo lo que tengo. ¡En él esperaré!» Por lo tanto, si alguno está en Cristo, es una nueva creación. ¡Lo viejo ha pasado, ha llegado ya lo nuevo!

A los que acepten al Señor en su corazón, los rociará con agua pura, y quedarán purificados. Los limpiará de todas sus impurezas e idolatrías. Les dará un nuevo corazón, y les infundirá un espíritu nuevo; les quitará ese corazón de piedra que ahora tienen, y les pondrá un corazón de carne,   infundirá su Espíritu en ustedes, y hará que sigan sus preceptos y obedezcan sus leyes.

Amigos, no pienso que yo mismo lo haya logrado ya. Más bien, una cosa hago: olvidando lo que queda atrás y esforzándome por alcanzar lo que está delante, y sigo avanzando hacia la meta para ganar el premio que Dios ofrece mediante su llamamiento celestial en Cristo Jesús.

Yo Jalid les digo, esperen en Dios, sé que es una disciplina que a veces cuesta. Los invito a que vayamos a su presencia, sin quejas y con confianza. No nos desesperemos cuando veamos el aparente triunfo del mal. Cada día podemos afirmar que Dios es Fiel y que su compasión es infinita, y los que confíen en ÉL, renovarán sus fuerzas; volarán como las águilas: correrán y no se fatigarán, caminarán y no se cansarán. Su amor no se acaba y cada mañana renueva su bondad. Y si Dios lo dice, palabra santa y EL hará.

jalyD

Domingo, 23 Diciembre 2018 10:32

 

 

En la biblia podemos encontrar un gran suceso…

“El ángel Gabriel fue enviado por Dios porque algo grande estaba por suceder,  tuvo que visitar a una mujer llamada María de la cuidad de Nazaret… al verlo el ángel le dijo “No temas, la gracia de Dios está contigo, un hijo darás a luz y lo llamarás Jesús.

Ella preguntó: ¿Cómo puede ser si no soy nada especial?, pero sé que para Dios no hay nada imposible, hágase en mí, hoy su voluntad.

El ángel le dijo: Su espíritu está sobre ti y el fruto que llevas santo será.

Y así fue, nació Emmanuel (Dios con nosotros) para el bien de la humanidad”.

 

Me hubiese gustado, haber sido un ángel, para poder anunciar la historia de su nacimiento esa noche en Belén. Me hubiese gustado, haber sido una estrella y con mi luz alumbrar aquel pequeño lugar donde iba a nacer. Me hubiese gustado, haber sido un mago, para poder darle el mejor regalo. Me hubiese gustado, haber sido el dueño del mejor mesón de toda la región y haberle dado mi mejor habitación.

 

Es navidad, la tierra celebra, el rico y el pobre compartirán, la dicha y el gozo que en aquel día, Cristo Jesús nos vino a entregar, este es un tiempo que grandes y chicos anhelan vivir, la alegría de todos los pueblos, el júbilo eterno de compartir.

Jesús nació, la navidad llegó. Es para ti. Jesús nació para darte paz, para darte amor. Jesús nació, la navidad llegó, invítalo a pasar, invítalo a llenar tu corazón.

Durante la cena de navidad no te olvides que si estás allí es el mejor regalo de parte de Dios que puedes recibir. Este nacimiento es la demostración de ese eterno amor, festejemos su nacimiento con alegría, lo hizo por ti, lo hizo por él lo hizo por mí.

ÉL es grande, hijo del altísimo y reina para siempre, el Señor Dios le dio su trono y su reino no tiene fin.  Hoy es el tiempo, ÉL está a la puerta y  te llama, si le abres, cenarás con él y ÉL contigo.                                                                                                            M.W

Feliz Navidad.

                                                                               jalyD

Calle Angosta | Periódico Digital. Publicación digital con artículos de interés en diversas temáticas, con selección de textos, imágenes, audios y vídeos.

Newsletter

Suscríbite gratis a nuestro boletín. No te pierdas ningún artículo ni historia.

¡No enviamos SPAM!